Apple: probablemente un ejemplo de cómo se manipula una acción para ganar dinero a costa de los inversores particulares.

miércoles, 22 de mayo de 2013



Probablemente los problemas que está sufriendo la cotización de Apple ya se prepararon el mismo día que Steve Jobs murió, ya que la mayoría sabíamos que el ritmo de crecimiento de Apple no podía continuar a esa velocidad. Cuando hablamos de una empresa como Apple, el mercado ya no se conforma con que cumpla con los resultados previstos. Prácticamente quiere que los duplique año tras año y eso está claro que en un momento dado, ya no es posible. Ese momento llegó en el corto plazo.

Cotización de Apple últimos 12 meses | Google Finance

Algunas gestoras le estaban otorgando un precio objetivo por encima de los 1.000 dólares por acción en un momento en el que se sabía que Apple ya no podría continuar con ese ritmo de crecimiento. El caso es que Apple a 650 dólares por acción era una ganga con recomendación de compra por el potencial que tenía la compañía y por lo bien que lo había hecho hasta ahora. 

Muchos inversores compraron a esos precios e incluso en la zona de los 700 dólares, sin saber que los mismos que otorgaron precios objetivos de 800 y 1.000 dólares por acción, a las pocas semanas estaban dando precios objetivos en torno a los 500 y 450 euros. O son muy malos en su trabajo o fue una clara estrategia especulativa, y cuando hablamos de ciertas compañías, tengo muy claro que no suelen ser malos gestores.

Ahora aparecen otros fondos que dicen el valor de Apple por acción es de 270 dólares. Eso es quitarle cerca de 350.000 millones de dólares de valor a la empresa. Y no nos equivoquemos: Apple continúa siendo la empresa más solvente del planeta. Ni su valor por acción era de 1.200 dólares por acción antes, ni  es de 270 dólares ahora. 

Llamaron a los inversores particulares a comprar en los 700 dólares y ahora llamarán a vender para dirigir el valor hacia los 300 dólares o por debajo, momento en el que volvería a entrar en las carteras de los grandes fondos y volverían a comenzar las revalorizaciones y altos precios objetivos. En estos movimientos desconcertantes del mercado, es donde el pequeño compra en máximos y vende en mínimos, dirigido por los grandes compradores que compran mientras te meten el pánico en el cuerpo.

Apple ya ha pasado otras veces por situaciones de este tipo, al igual que otras muchas empresas. Del mismo modo que ahora está ocurriendo con Google, cuya inversión se desaconsejó en los 250 dólares por acción y en cambio ahora se recomienda comprar en los 900 dólares, mientras escuchamos precios objetivos por encima de los 1.200 dólares. La historia se repite. 

Es por eso que nuestro consejo siempre es el mismo en este caso. Nos lo dice la historia y la experiencia de los grandes inversores, y es que si algo no te pareció bueno a un precio X, no inviertas en función de los consejos de personas que te dicen que compres a X+Y. Déjalo pasar y anota el error. Es lo que se llama un tren en marcha.

Casi me atrevería a afirmar que en menos de 14 meses veremos a Apple nuevamente por encima de los 700 dólares e incluso más, ya que los grandes especuladores se encargarán de que así sea, del mismo modo que presenciaremos dudas en la cotización de Google que provocará fuertes movimientos correctivos. Lo que no sabemos es si eso ocurrirá cuando el valor se encuentre en la nube o más abajo.

Por fundamentales, Google aún no vale más que Apple ni por asomo, por lo que al precio que cotiza es demasiado especulativo con la vista puesta en resultados futuros, lo cual no quiere decir que Google no vaya a superar a Apple, pues todo indica que así será, y no por el deterioro de Apple, sino por los astronómicos planes de Google.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

 


Recibe Nuestros artículos en tu correo(Introduce tu e-mail):





+ Visto última semana