Visión del Ibex35 a corto y medio plazo y lo que está por venir.

sábado, 27 de julio de 2013




Nuestro Ibex35 lleva casi 12 meses en un canal lateral entre los 7.500 puntos y los casi 8800, un canal que por ahora no hay motivos ni para romperlo a la baja ni al alza. En el más corto plazo y técnicamente, al habernos subido por encima de la media de de 200 sesiones, podríamos volver a atacar por cuarta vez los 8.780/ 8.600 puntos, y si los bajistas se toman un descanso, probablemente en verano podríamos superar esa resistencia, lo cual provocaría probablemente la trampa de los toros, pues a partir de Septiembre la cosa se puede poner muy fea.


Esa lateralidad, a falta de otras teorías que la expliquen mejor, probablemente sea debida a que los jugadores son prácticamente los mismos, unas veces apostando al alza y otras a la baja, pero para subir se necesita dinero nuevo, y ese dinero no llega, pero es que si yo fuera extranjero, aún no apostaría por España.

1. Crisis política.

Quizás en España no lo hemos notado, pero desde fuera ven un grave problema cuando un Gobierno está siendo investigado por una posible trama de corrupción. No subestimemos la gravedad para los mercados de una crisis política en España, y no nos equivoquemos, pues España tiene una de las peores crisis políticas de la UE. El que haya o no haya elecciones anticipadas y el no saber si el próximo Gobierno mantendrá las mismas políticas que el anterior con respecto a los mercados, generará dudas tarde o temprano sobre España.

2. Crisis de deuda.

El fantasma de la crisis de deuda de la zona euro volverá cuando acabe el verano. Un año después de las famosas palabras de Mario Draghi, el cual haría todo lo que fuera necesario para salvar a la zona euro, si hacemos un repaso, han pasado muchas cosas en estos 12 meses, pero creo que se sigue subestimando los problemas que ahora pueda ocasionar Francia.

Si bien Draghi advirtió de que la compra de bonos de países con problemas sería con la condición de acogerse a su programa de más reformas fiscales, en el caso de Francia, hay rumores que dicen que el BCE podría comprar bonos franceses sin necesidad de acogerse a ese programa, algo que no sentaría muy bien a ciertos dirigentes de Europa. En un caso o en otro, los problemas del sector financiero, falta de crecimiento y desempleo en la zona euro, continuarán a lo largo de este 2013.

No obstante, la verdad es que el BCE sólo compró tiempo hace 1 año, pero el tiempo se acaba y ala zona euro sigue generando dudas.

3. Los verdaderos problemas.

Si algo he aprendido durante los años que he estado pendiente de los mercados es que finalmente los problemas más graves no son los que esperamos, y estamos en un momento en que cualquier cosa es posible que ocurra, y esas cosas suelen ocurrir cuando todo parece estar en calma.

+Negocios1000

No hay comentarios:

Publicar un comentario

 


Recibe Nuestros artículos en tu correo(Introduce tu e-mail):





+ Visto última semana